viernes, 30 de abril de 2010

Por qué reivindico a Milagro Salas


Por Lola Berthet*
(Exclusivo para puedecolaborar)

La organización barrial Tupac Amaru se conformó dentro de la Central de Trabajadores Argentinos (CTA), en San Salvador de Jujuy, por una recomendación del congreso de la CTA nacional, realizado en octubre de 1999.
Con la conducción de Milagro Salas, la organización fue creciendo primero en los distintos barrios de la capital de la provincia de Jujuy y luego en las localidades del interior, como El Carmen, Palpalá, La Esperanza, Calilehua, Humahuaca, San pedro y La Quiaca.
El eje principal de su lucha ha sido el trabajo, reinvindicado al mismo tiempo en sus diversas formas como por ejemplo el trabajo autogestivo desarrollado por las cooperativas que actualmente poseen más de 4.500 puestos de trabajo.
La lucha por la construcción de las viviendas originó la movilización por la apertura de otras fuentes de trabajo.
Ya se han construido 3.500 casas, cordones, cunetas, defensas en los ríos y la canalización del arroyo Las Martas, 8 polideportivos con piletas de natación y quinchos, la fábrica textil, fábrica de bloques y adoquines, el taller metalúrgico y el CIC (Centro de Integración Comunitaria), con consultorios médicos, laboratorio y ambulancias.
Así como también, la construcción de la escuela secundaria Germán Abdala, la escuela primaria Bartolina Sisa, el centro de rehabilitación para discapacitados, la sede de la organización y el jardín maternal.
La organización barrial Tupac Amaru en la provincia de Jujuy, que en el último año se está ampliando a otras provincias como Mendoza, Salta, La Rioja, Chaco, Catamarca, Buenos Aires, Ciudad Autónoma de Buenos Aires, es el ejemplo del trabajo comunitario y la lucha por la dignidad.
Las paredes del barrio de Alto Comedero nos hablan de esta organización que crece cada día y va por más.

Cuando tuve el honor de ser invitada por Milagro Salas y la Tupac a Jujuy, pude confirmar todos los datos que se leen arriba, que solo eran datos, pero como digo siempre, cada vez que tengo que hablar de mi experiencia de lo que viví en Jujuy, no me alcanzan las palabras.
Viví dignidad, trabajo, cultura, esfuerzo, valores, voluntad, organización, amor, mucho amor. Y lo más importante es que estaba en mi país, que no me tuve que ir a ningún otro país para saber que cuando el pueblo se organiza, el pueblo puede y el pueblo gana.
Milagro no es una más, es para mi forma de ver las cosas, una elegida y ella al saberlo, lleva adelante de una manera terrenal y visceral maravillosa este proyecto. Porque lo más importante de Milagro es que ella es parte del pueblo y verla como se maneja, es volver a la esencia, a la tierra y a lo más primitivo que tiene el ser humano: la lucha.


“cuando existe la voluntad existen mil recursos.

cuando no existe la voluntad existen mil excusas”.




*Trabajó en Los Roldan, Lalola, Botineras, Son amores, entre otras series televisivas. En cine en Toda la gente sola, Un día de suerte, Perro amarillo, etc. Y en varias obras de teatro: Mujeres de carne podrida, Marchita como el día, Pornografía emocional…

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada