martes, 1 de febrero de 2011

Cristina 2011, ¿queda alguna duda?

LA PRESIDENTA NO SE BAJA DEL CABALLO

Por Gerardo Yomal



La presidenta ¿será finalmente nuevamente candidata en octubre de este año?
Todavía no lo definió con todas las letras pero todos los indicios indicarían que sí.
Lleva la política en la sangre, desde su militancia estudiantil en La Plata hasta ejercer distintos cargos legislativos y ahora la presidencia.
¿Por qué se bajaría de la reelección? Al día de hoy las encuestas de distinta procedencia la dan como la mejor ubicada frente a una oposición desilachada.
Incluso en provincias difíciles para el gobierno como Santa Fé, Córdoba o la ciudad de Buenos Aires Cristina ganaría.
¿Por qué entonces no aceptaría el reto de continuar gobernando?
Se especuló en cómo habría influído la muerte de su compañero, sostén y socio político de toda la vida, Néstor Kirchner.
Al margen de los dolores personales, la muerte del expresidente habría generado una especie de efecto boomerang positivo en el sentido de continuar con el mandato y profundizar la obra de gobierno comenzada en el 2003.
Justamente se ve a una presidenta dura, firme, con todos sus atributos políticos bien afilados, que no se baja del caballo y que parece ir por más.
Tuve la posibilidad de verla y escucharla en la quinta de Olivos cuando se presentó el canal INCA TV y palpé a una mujer política intacta que tiene las cosas muy claras.
Además, si ella se baja, su proyecto no generó un delfín, un continuador con parecida o similar ideología.
¿Quién podría ser un delfín de Cristina y que además tenga llegada popular?
Desde distintos sectores ideológicos, sobre todo aquellos que se identifican más con la derecha política, fantasean con que Scioli fuese el candidato.
El dirigente social Luis Delia afirmaba que si Scioli fuera presidente anularía la ley de medios, postularía un indulto a los genocidas, volvería a las políticas del Fondo Monetario, etc.
El kirchnerismo no ha generado posibles continuadores o sucesores.
Por eso en el actual contexto queda claro que Cristina se presentará nuevamente como candidata presidencial.
No habría otros candidatos de ese espacio político que puedan jugar como carta ganadora y profundizadora del modelo kirchnerista.
Entonces, Cristina candidata 2011. Faltan unos meses para que ella lo anuncie con todas las letras. Es lo que seguramente pasará. Igual hay que esperar que lo diga de su propia boca.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada